Frente al clientelismo, Padrón Único de Beneficiarios

Frente al clientelismo, Padrón Único de Beneficiarios

El presupuesto es uno de los principales instrumentos de política pública que tienen los gobiernos para realizar sus funciones.  Es también el más “político” y abierto al debate.  Sin embargo, en México dicho debate suele estar dominado por inercias y agendas políticas que están basadas en ocurrencias y no en evidencia.

 

Por ello, desde el Colectivo por un Presupuesto Sostenible (Colectivo PESO), estamos trabajando en un conjunto de propuestas orientadas a mejorar la toma de decisiones presupuestales así como a dotar de mayor transparencia, eficacia, eficiencia y mecanismos de rendición de cuentas al Presupuesto Público en México.

 

Estas propuestas, buscan ser un insumo relevante para orientar tanto a tomadores de decisiones (de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público y de la Cámara de Diputados, principalmente) como a las y los ciudadanos a identificar los principales problemas, así como las posibles soluciones para mejorar las finanzas públicas en el país.

 

Por ello, los enmarcamos en dos grandes rubros, que forman parte de una agenda más amplia y ambiciosa de mejora para garantizar la sostenibilidad de las finanzas públicas nacionales:

 

Fortalecer los mecanismos dentro del entramado presupuestario para que la evidencia sea un factor sustantivo dentro de la toma de decisiones relacionadas a los recursos públicos.

 

Proponer la inclusión de previsiones de trasparencia, rendición de cuentas y mejora de la gestión del presupuesto público en sus tres componentes: ingreso, gasto y deuda.

 

En particular, desde Acción Ciudadana Frente a la Pobreza estamos trabajando en una propuesta para la creación de un Padrón Único de Beneficiarios de programas sociales para hacer frente a la dispersión, la discrecionalidad y los riesgos del clientelismo y el uso electoral de los programas sociales.

 

De acuerdo con datos del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL), se han identificado casi 7 mil programas sociales de los gobiernos municipales, estatales y federal. Esta situación se ha convertido en una debilidad institucional de la política social que reduce los impactos, incrementa el gasto burocrático, genera duplicidades, amplios márgenes de opacidad y de discrecionalidad y, en última instancia, no garantiza el ejercicio de los derechos.

 

La pobreza no puede seguir siendo botín político. Ante este escenario, el Padrón Único de Beneficiarios es una herramienta indispensable para que los programas sociales lleguen a quienes realmente los necesitan, sin ataduras políticas. Sólo así habrá resultados frente a la pobreza y la desigualdad.

 

En las próximas semanas presentaremos estas propuestas a la Unidad de Evaluación del Desempeño de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público así como a la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública de la Cámara de Diputados, con la finalidad de que sean consideradas en la elaboración del Paquete Económico y del Presupuesto de Egresos de la Federación 2018.

 

El Colectivo PESO es un grupo de 8 organizaciones de la sociedad civil especializadas en el análisis de diversas dimensiones del presupuesto público, orientadas a mejorar su sostenibilidad, transparencia y rendición de cuentas. Las organizaciones que conformamos el Colectivo PESO somos:

 

  • México Evalúa.
  • GESOC, Gestión Social y Cooperación.
  • Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO).
  • Fundar, Centro de Análisis e Investigación.
  • Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP).
  • Ethos, Laboratorio de Políticas Públicas.
  • Instituto de Políticas para el Transporte y el Desarrollo (ITDP).
  • Acción Ciudadana Frente a la Pobreza.